[ad_1]

   LEÓN, 17 Oct. (EUROPA PRESS) –

    La Asociación para la recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) ha dado por finalizada este lunes la intervención en la fosa de La Llera, en la localidad leonesa de Candemuela, donde se han encontrado los restos de tres hombres, que se han mantenido en buen estado y por la colocación de los mismos se deduce que la persona que los enterró lo hizo «con cierto cuidado».

   Según ha explicado la Asociación, los tres cuerpos están todos boca arriba, con las piernas bien colocadas y de una manera en la que se intuye que el vecino que los enterró, tras ser asesinados en 1936, lo hizo con respeto.

   Las pruebas de ADN determinarán las identidades de los tres cuerpos que según la investigación de la ARMH se corresponden a Alonso Tejerina, de 33 años; Víctor Alonso Alonso, de 71 años; y Manuel García, de 70 años.

   «Los tres fueron asesinados por un grupos de pistoleros falangistas el 28 de octubre de 1936, dentro del periodo que se conoce como el terror caliente», según ha aseverado la ARMH, quien ha explicado queel general Emilio Mola había escrito en sus instrucciones para el golpe tenía que ser un periodo «de máxima violencia para erradicar y amedrentar» a quienes no apoyaron el golpe de Estado del 18 de julio de 1936.

   La ARMH trasladará los restos a su laboratorio de Ponferrada donde se extraerán muestras óseas genéticas para cotejarla con la de las familias. Una vez que las pruebas de ADN ratifiquen las identidades los familiares enterrarán los restos junto a otros de sus seres queridos

   Durante el proceso de exhumación la familia de Manuel García localizó una fotografía del mismo, que le ha sido facilitada a la ARMH para documentar el proceso.

   Los trabajos de investigación, exhumación e identificación se llevan a cabo con los recursos que ponen a disposición de la ARMH sus socios y socias.

   Por otra parte, la asociación busca cualquier información que le permita localizar los restos de Teodora Alonso Tejerina, que tenía 33 años y era hija de Víctor y hermana de Alipio, el padre y el hijo que han sido exhumados en Candemuela. En su acta de defunción se dice que los hechos ocurrieron en el término municipal de San Emiliano pero ningún testimonio ha señalado cuál pudo ser el paradero de su cadáver después de ser asesinada.

[ad_2]

Source link