En Almagro (Ciudad Real) están registradas 70 víctimas del franquismo. Aquellos que no confesaban eran condenados a muerte y enterrados junto a personas que se habían suicidado y bebés sin bautizar en un lugar llamado “el corral de los desgraciados”. Más de 80 años después, el equipo Mapas de Memoria de la UNED, junto al equipo de antropología forense de la UCM ha abierto esta fosa, en la que yacen 26 víctimas. La de Almagro es la primera de las 53 documentadas en toda la provincia que abren, gracias a una subvención del Gobierno de 28.000 euros. Jorge Moreno, antropólogo y director de Mapas de Memoria, muestra el perfil de las víctimas de esta fosa: “Tenían entre 24 y 56 años. Pertenecían a partidos como el PSOE o el PCE y a sindicatos como UGT o CNT. Son jornaleros, campesinos. Hay un sastre, un médico, un albañil…”. En el vídeo hablan los responsables de la excavación y los familiares de las víctimas.



Source link