Ciudad de Luxemburgo,

Si nos adentramos en su taller en Marsella encontraremos pigmentos, botes de color donde se zambullen piezas textiles, barras de acero oxidadas, lienzos suspendidos a la espera de ser ensamblados entre sí, después de cortarse y coserse… y también lavadoras. Sus telas vivas las contempla Adrien Vescovi como imágenes que no necesitan ser enmarcadas, sino que se colgarán en espacios, interiores o exteriores, donde entrarán en interacción con su entorno. Si las ubica en la naturaleza se empaparán de sus elementos y del clima, como ocurre con los trabajos de la argentina Vivian Suter, mientras que si las sitúa en salas expositivas su articulación y percepción responderá a la arquitectura del lugar.

Grandes formatos y vulnerabilidad convergen en la producción de este autor nacido en 1981, que reside y trabaja en la capital de Provenza desde 2017 tras un extenso periodo de creación en las montañas de la Alta Saboya. Concibe Vescovi esa amplitud y esa fragilidad como tensiones susceptibles de armonizarse en un soporte deliberadamente mullido, seguro y ajeno a saturaciones: considera que no hay en sus proyectos excesos de tamaño porque, en su caso, investigar sobre lo inmenso significa hacerlo sobre la escala de la naturaleza e, implícitamente, sobre la de la carencia, material o emocional.

Su objetivo último es, en ese sentido frustrar, o incluso reventar, los marcos pictóricos impuestos para sumergirse en procesos que, por definición, el artista no puede dominar por completo al entrar en juego factores externos, ligados a lo efímero, el azar y lo primitivo, que causarán en sus telas efectos inesperados que él no solo no rechaza, sino que invoca. Al óxido, el ocre, el verde menta o el limón desteñido que el tiempo y los elementos suscitan en sus piezas él los ha puesto nombre, “jugos de paisaje”, y podemos entender que dibujan el relieve mediterráneo en su forma más terrenal.

Adrien Vescovi. "Jours de lenteur". Casino de Luxemburgo
Adrien Vescovi. “Jours de lenteur”. Casino de Luxemburgo

Sus propuestas reunidas desde el 1 de octubre en el Casino de Luxemburgo, en el marco de la exposición “Jours de lenteur”, nos hacen pensar que es posible que la monumentalidad acogedora y maleable de estos lienzos tienda una mano a la ciudad, posicionándose frente a la dureza del entorno urbano: cubren el conjunto de la fachada norte del centro, un área de 14 por 38 metros, pinturas suspendidas que quedarán a merced del viento y de nuestros humos; el material “pobre” que las compone consigue difuminar los ángulos de la arquitectura, nos invita a descansar la mirada y también a sublimar las grietas allí donde se encuentren.

La primera planta del Casino, por su parte, ha quedado transformada en un espacio ceremonial, de la mano de una tela desplegada en el suelo al modo de un gran mantel sobre el césped: solo su horizontalidad permite que se inviertan las relaciones interiores y exteriores dentro del edificio.

Hay que incidir en que el contexto en el que Vescovi llega a instalar sus obras es, para él, un factor de estudio fundamental. En relación con esos espacios compone temporalidades y ensambla colores cuyos pigmentos trabaja según diferentes procedimientos alquímicos asociados al aire, la tierra y el fuego. Su forma de coser es, en último término, una forma de pintar que tiene al azar como aliado.

La producción del galo ha podido contemplarse ya en los Países Bajos, Bélgica, Dinamarca y México; en 2021 participó en el 22º Premio de la Fundación Corporativa Pernod Ricard con el proyecto Bonaventure y su trabajo también se benefició de una primera exposición personal en el Centro de arte contemporáneo Le Grand Café en Saint Nazaire, y después en el Museo Pera de Estambul.

Adrien Vescovi. "Jours de lenteur". Casino de Luxemburgo
Adrien Vescovi. “Jours de lenteur”. Casino de Luxemburgo

 

Adrien Vescovi. "Jours de lenteur". Casino de Luxemburgo
Adrien Vescovi. “Jours de lenteur”. Casino de Luxemburgo

 

 

Adrien Vescovi. “Jours de lenteur”

CASINO LUXEMBOURG

41, rue Notre-Dame

Luxemburgo

Del 1 de octubre de 2022 al 29 de enero de 2023

 

OTRAS NOTICIAS EN MASDEARTE:



Source link