realidad o ficción

Blonde, el biopic de Marilyn Monroe protagonizado por Ana de Armas, recorre algunos de los momentos más conocidos y emotivos de la vida de Norma Jeane. Sin embargo, está basado en una novela de Joyce Carol Oates, por lo que no todo lo que aparece en la película es real.

Blonde ha sido uno de los estrenos más esperados del año. El biopic de Marilyn Monroe hace un recorrido por la vida de Norma Jeane, desde su infancia hasta su suicidio. A pesar de tratarse de una película muy realista que trata con bastante credibilidad todo lo que le sucedió a la primera ‘material girl’, lo cierto es que está basada en una novela.

Esta obra literaria, que tiene el mismo nombre, fue escrita en 1999 por Joyce Carol Oates.

Frame de Ana de Armas en 'Blonde'
Frame de Ana de Armas en ‘Blonde’ // Gtres

Por ello, a pesar de ser un film bastante certero sobre la vida de Marilyn Monroe, incluye algunas escenas que son falsas o que no ocurrieron de esa misma forma realmente.

La dura infancia de Norma Jeane

La película muestra a una pequeña Norma Jeane que vive junto a su madre. No conoce a su padre y solamente sabe las historias que le cuentan y que se llama Charles Stanley Gifford.

La madre de la niña tiene problemas con las drogas y la bebida, es bastante violenta con ella y termina ingresada en un psiquiátrico, por lo que se llevan a Norma a un orfanato.

Este episodio es cierto y así le ocurrió realmente. En 1934, su madre fue diagnosticada con esquizofrenia paranoide y fue ingresada, así que ella fue llevada a un orfanato y acabó en varias casas de acogidas. En 1942, se casó con 16 años con un vecino suyo llamado James Dougherty para evitar que se la llevaran a otra casa.

La historia de su padre también es real, ya que un examen de ADN desveló que dicho hombre, que había sido compañero de trabajo de su madre, era el padre de la niña.

El trío con Cass Chaplin y Edward G. Robinson Jr.

El film recoge una interesante historia cuando Marilyn está comenzando en el mundo del cine. Conoce a Cass Chaplin y Eddy G, hijos de los míticos actores Charles Chaplin y Edward G. Robinson, y termina en una relación a tres con ellos que ellos denominan ‘los Dióscuros’.

Incluso ella termina quedándose embarazada de uno de ellos y abortó, por lo que esta relación acabó.

Esta capítulo sí es totalmente falso. Marilyn sí conoció a Cass y es posible que tuvieran una relación alrededor de 1947, sin embargo, no fue hasta 1953 cuando Eddy G se cruzó en su vida, en el rodaje de Los caballeros las prefieren rubias. No se sabe si llegaron a salir, pero sí fueron grandes amigos.

Los abusos físicos de Joe DiMaggio

Blonde muestra como después de la boda de Marilyn y su segundo marido, Joe DiMaggio, él se convierte en alguien muy controlador, posesivo y celoso que no soporta que su mujer sea un icono sexual para muchos hombres. La noche en la que rodaban la mítica escena de La tentación vive arriba (1954) en la que la rejilla del metro le levanta el vestido, Joe no aguantó más y esa noche le dio una brutal paliza en el hotel.

Este momento es real. Se sabe que Joe era una persona muy conservadora que no veía con buenos ojos el trabajo de Marilyn. Sin embargo, las palizas no están demostradas, aunque es la versión más compartida por los amigos y conocidos suyos.

El escándalo entre Marilyn Monroe y John F. Kennedy

Posiblemente, se trata de una de las escenas más perturbadoras. Después de que el presidente de EEUU, John F. Kennedy, fue operado, Norma acudió a visitarle. Allí, él la obligó a masturbarle, realizarle sexo oral y finalmente violarla con dureza.

Es este caso, no es que sea falso, sino que no se conoce realmente cuál fue la relación entre ambos. En 1962, ella acudió a su fiesta de cumpleaños para cantarle pero la versión oficial es que entre ellos nunca pasó nada.

El primer encuentro de Marilyn Monroe y Arthur Miller

En la película, se presenta que Marilyn Monroe conoció a su tercer marido, Arthur Miller, durante un taller de teatro en el que se estaba leyendo una obra de este intelectual. A partir de aquí, comenzaron a charlar y surgió una relación.

En la vida real, no sucedió así. Se conocieron en una fiesta y el director de cine Elia Kazan les presentó.

Marilyn Monroe y Arthur Miller
Marilyn Monroe y Arthur Miller // Getty Images

Los embarazos y abortos de Marilyn Monroe

Uno de los puntos más relevantes sobre los que gira este film es el deseo de Norma Jeane de convertirse en madre. Con todas sus parejas, repite la idea que necesita una vida tranquila con una familia y un marido.

Durante su relación a tres, se practicó un aborto y más adelante, sufrió dos abortos involuntarios.

En realidad, no se exactamente las veces que Marilyn sufrió abortos involuntarios, se sospecha que fueron tres y todos con su último marido Arthur Miller. En relación al aborto en clínica, no hay ninguna evidencia de ello.

En definitiva, Blonde hace un seguimiento bastante real de la vida de Norma Jeane, sin embargo, hay algunos detalles que no son ciertos.



Source link