Pedro García recuerda al alcalde, José María Bellido (PP), que “las sentencias no se median, se cumplen”

CÓRDOBA, 23 Jul. (EUROPA PRESS) –

El portavoz de IU en el Ayuntamiento de Córdoba, Pedro García, ha dicho este viernes esperar que el Cabildo Catedral de Córdoba “haya conservado en condiciones” la celosía que retiró en 2017 para abrir la denominada segunda puerta de la Mezquita-Catedral y que ahora debe reponer, en aplicación de la sentencia del juzgado cordobés que así lo estableció en 2019, y que luego han ratificado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) y el Tribunal Supremo (TS).

Precisamente, esa es también la razón por la que García, después de que el alcalde de Córdoba, José María Bellido (PP), se ofreciera este jueves para mediar y encontrar una solución que haga “compatible la resolución judicial” con el uso religioso y cofrade de la segunda puerta, le ha aclarado que “las sentencias no se median, se cumplen”.

En este sentido y en primer lugar, García ha recordado que IU se opuso desde el primer momento a la retirada de la celosía, porque suponía “desvirtuar” el significado del conjunto monumental, y que de ello hubo “una evidente responsabilidad primera”, que corresponde al PSOE “de aquel momento” y a la que era entonces consejera de Cultura, Rosa Aguilar, cuando se autorizó al Cabildo por la Junta de Andalucía en 2016 para abrir la segunda puerta.

Ello, además, se hizo en el marco de “un complot absoluto con el Cabildo y con los que querían retirar la celosía, que orquestaron perfectamente el aparataje administrativo” para lograr los “informes pertinentes” que les avalaran, de forma que la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU), en aquel momento en manos de IU, no tuviera “ninguna posibilidad” legal de oponerse al proyecto, más allá de denunciarlo públicamente.

La cuestión, según ha argumentado, es que la retirada de la celosía en 2017, para abrir así uno de los arcos que comunican la Mezquita con el Patio de los Naranjos y facilitar el acceso de las procesiones al principal templo de la Diócesis, forma parte de una estrategia, según ha lamentado García, que implica que, “poco a poco, vamos desmontando un edificio único en el mundo, y necesitamos, de una vez por todas, poner orden en lo que hoy está pasando en la Mezquita-Catedral”.

En este punto, el portavoz municipal de IU ha aludido a como, en su momento, remitió una “carta al Cabildo” solicitándole “que guardará la celosía de manera pertinente, o sea, que no la destrozará, que no hiciera nada que no debiera, por si la sentencia” original, como así ha ocurrido después, se confirmaba en instancias judiciales superiores y, en ese caso, había que reponer la celosía, por lo que ahora García desea “que la celosía se encuentre en condiciones para poder ser restaurada y devuelta a su lugar original”, para que así “se pueda cumplir la sentencia”.

De hecho, según ha insistido, “hay que cumplir la sentencia”, a pesar de que “hay quien quiere mediar, no sabemos para qué”, en referencia al alcalde de Córdoba, José María Bellido, “pero, en cualquier caso, las sentencias no se median, se cumplen. No hay alternativa”.

A partir de ahí y a juicio de García, “hay que hacer una reflexión de cómo se está gestionando” el conjunto monumental, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, y sobre cómo, “poco a poco, se va modificando la estructura del edificio”, que está en manos de “una minoría extranjera”, en referencia a la Iglesia Católica, y que, de alguna forma, “se está pervirtiendo desde su forma original”.



Source link