Susto en plantel millonario. Robert Rojas fue operado esta mañana de sábado en el Sanatorio De La Trinidad San Isidro tras sufrir el miércoles pasado una fractura de tibia y peroné en su pierna derecha y, cuando todo parecía correr por sus carriles normales, se conoció que el jugador sufrió un espasmo coronario entre las dos y tres horas posteriores a su paso por el quirófano. Afortunadamente, lo compensaron de forma inmediata y ahora está estable y lucido. Pero el llamado de atención no pasó por alto: este domingo le harán estudios médicos para conocer las causas del suceso.

Pedro Hansing, médico del plantel de River, llevó adelante la operación este sábado y el procedimiento se llevó adelante con normalidad y sin complicaciones. Pero la situación vivida horas más tarde modificó la tranquilidad que se vivía en el post operatorio. Ahora el defensor está acompañado por su hermano en el Sanatorio y se quedará allí internado hasta que los médicos lo determinen. A priori, la situación no sería de gravedad y los doctores creen que no pasará a mayores por ser una situación aislada y controlada rápidamente.

El momento de la grave lesión de Robert Rojas
El momento de la grave lesión de Robert Rojas

Rojas tendrá ahora al menos cuatro meses de recuperación tras la artera patada que recibió del peruano Aldair Rodríguez en el partido del miércoles pasado con Alianza Lima en el que River debutó con triunfo en la Copa Libertadores.

De esta manera, se perderá lo que queda del semestre y ahora será evaluado con chequeos médicos tras el susto. Robert Rojas se había ganado la confianza del DT, Marcelo Gallardo, que luego de la venta de Gonzalo Montiel decidió darle la titularidad como lateral derecho de River, posición que también suele ocupar en el seleccionado paraguayo. La lesión, como esta inesperada sorpresa coronaria, lo toman en el mejor momento de su carrera futbolística, a los 25 años.

Qué es el espasmo coronario

Un espasmo de la arteria coronaria es una restricción (contracción) temporal de los músculos de la pared de una de las arterias que envía sangre al corazón. Un espasmo puede disminuir o bloquear completamente el flujo sanguíneo a una parte del corazón.

Si un espasmo dura lo suficiente, puedes tener dolor en el pecho (angina) e incluso un ataque cardíaco (infarto de miocardio). A diferencia de la angina típica, que generalmente ocurre con la actividad física, los espasmos de las arterias coronarias a menudo ocurren en reposo, entre la medianoche y la madrugada.

Otros nombres para los espasmos de las arterias coronarias son angina de Prinzmetal, angina vasoespástica o angina variante. Muchas personas que tienen espasmos de las arterias coronarias no tienen factores de riesgo comunes para cardiopatías, como colesterol alto e hipertensión arterial. Pero a menudo son fumadoras. Puedes reducir el riesgo de espasmos de las arterias coronarias dejando de fumar.

Los espasmos esofágicos se pueden sentir como un dolor en el pecho repentino e intenso que dura desde unos pocos minutos a horas. Algunas personas pueden confundirlo con dolor de origen cardíaco (angina).



Source link