SANTANDER, 9 Jul. (EUROPA PRESS) –

El responsable de Estrategia y Elaboración política de Izquierda Unida, Ángel de la Cruz, se ha mostrado «convencido» de que la formación en Cantabria obtendrá un «excelente» resultado en las elecciones municipales de mayo de 2023 que se traducirá en un incremento de concejales respecto a 2019.

«Y esto será una buena noticia para Cantabria, que necesita un proyecto de izquierdas, sólido y responsable con nuestro pueblo», ha reivindicado.

Además, ha puesto en valor que la «fortaleza principal» de Izquierda Unida es su presencia territorial en barrios, pueblos, ciudades y comunidades autónomas.

Y ha remarcado que para la dirección federal de IU las elecciones municipales son «prioritarias», porque, en un país como España, con 8.000 municipios, la mayoría de ellos pequeños o muy pequeños, «sin municipalismo no hay democracia», ha sentenciado.

De la Cruz ha participado hoy en un acto formativo organizado por el partido en la sede de CCOO de Santander, en el que también han intervenido el coordinador general de IU Cantabria, Israel Ruiz Salmón, y la responsable de Análisis Electoral, Leire Olmeda.

En torno a medio centenar de futuros candidatos locales de IU han asistido a los tres talleres organizados con el fin de «formar y dotar de herramientas a las personas que plantearán la alternativa en los distintos municipios de Cantabria».

Así lo ha dicho Ruiz Salmón, que ha reivindicado la «creciente» implantación local de IU en la comunidad autónoma para plantear la propuesta «más cercana y real» en las elecciones municipales de 2023.

El coordinador de Izquierda Unida ha destacado la importancia de la política local como «la más cercana a las necesidades de la población», así como el protagonismo que «siempre ha tenido para IU». «Allí donde hay un concejal de IU, hay una persona que canalizará las demandas vecinales, que escucha y atiende la realidad de cada barrio», ha incidido.

Ruiz Salmón ha lamentado que los municipios han sido «los grandes olvidados de la legislatura», que ha pasado entre «proyectos megalómanos frustrados» y «la eterna mirada a Madrid» sin asumir sus competencias, mientras los pueblos han visto «deteriorarse» servicios públicos como la educación o la sanidad, con cierres de consultorios rurales, oficinas de correos y cajeros, o pérdida de profesionales, y un «olvido» al sector primario y agroalimentario, «al empleo local en su conjunto».

«Ha sido una legislatura perdida en la lucha contra la despoblación y en la búsqueda de oportunidades en el medio rural», ha resumido, incidiendo en que la Ley del Suelo aprobada recientemente «no responde al interés general de los pueblos, a la sostenibilidad que debe garantizar que la construcción y el hormigón no llega para cubrir las mieses y zonas más rústicas habiendo zonas urbanas para ello», ha sostenido.



Source link